Los senadores Francisco Chahuán y Hernán Larraín dieron a conocer una carta a través de la cual solicitan a los timoneles de sus partidos, Renovación Nacional y la Unión Demócrata Independiente, una serie de medidas tendientes a avanzar en la institucionalización de la Coalición por el Cambio, de manera de fortalecer la unidad del conglomerado y generar las condiciones para que un segundo gobierno del sector suceda al encabezado por el Presidente Sebastián Piñera.

Chahuán explicó que a través del documento, firmado por todos los senadores oficialistas, “se urge a institucionalizar la Coalición por el Cambio y proponemos establecer un mecanismo de resolución de controversias ad portas de las elecciones primarias presidenciales”.

Agregó que en la misiva se les pide a los presidentes de RN y la UDI definir mecanismos para “generar vocerías conjuntas, reuniones permanentes entre ambas directivas, mejorar la coordinación con el gobierno, definir la ampliación de la Coalición considerando partidos o movimientos como el PRI -y su posible incorporación al gobierno- y la creación de un espacio de unidad y mística en torno a nuestro proyecto político”.

Por su parte, el senador Hernán Larrain, expresó que “nuestra responsabilidad es apoyar al Presidente,  pero la tuición de la continuidad del proyecto político está en la Coalición. Por eso necesitamos de la unidad, proyectando confianza ante el electorado, de que nuestro sector le puede dar gobernabilidad y resolución a los problemas y demandas sociales para los cuales hemos dados en estos años un primer paso”

A juicio de Chahuán, “es absolutamente necesario un cambio de ánimo y en el clima de la propia Coalición para los efectos de poder aspirar a un nuevo período en la presidencia con este mismo signo y para ello se requiere crear las condiciones para mejorar la coordinación entre los dos partidos de la Coalición con reuniones permanentes y periódicas que permitan crear una agenda política pública y legislativa.”

Hernán Larraín aseguró que “este es el minuto para dar vuelta un cuadro político que no parece favorable, pero considerando la realidad de la fuerza de nuestro proyecto político y la capacidad de mantener una gestión que en lo fundamental es exitoso, es que hacemos este llamado y esperamos que no sólo las directivas, sino que los Consejos de los Partidos puedan asumir este compromiso para que las primarias sean una oportunidad y terminemos más unidos que nunca, quien sea que gane la opción presidencial de nuestra coalición”.

El documento dirigido a los presidentes de RN y UDI, senador Carlos Larraín y diputado Patricio Melero, respectivamente, cuenta con las firmas, de Jaime Orpis, Alberto Espina, Víctor Pérez, Gonzalo Uriarte, Alejandro García Huidobro, Jovino Novoa, Juan Antonio Coloma, Ena von Baer, José García, Lily Pérez, Antonio Horvath y Carlos Kuschel, además de Hernán Larraín y Francisco Chahuán.

En la carta, los parlamentarios advierten “un momento de mucha controversia y conflicto” en el país, que “se ve acrecentada en un año eminentemente electoral” y las primarias, lo que “provocará confrontaciones  no sólo entre los distintos bloques políticos, sino que al interior de éstos e incluso dentro de los propios partidos que los integran.”

Asimismo, señala que si bien la  ‘oposición’ “carece de un proyecto común que los una” (…) “existe el peligro de que tales diferencias pasen a segundo plano, si nuestro sector crea o genera un clima de división interna que pueda trascender o ser percibido así públicamente.”

En consecuencia, sostiene el documento, “las perspectivas de éxito de nuestro proyecto político requieren no sólo de consolidar nuestro proyecto político, renovando, innovando y actualizando sus términos, sino que también de fortalecer con especial énfasis nuestra unidad interna y proyectarla como una imagen real de lo que significa apoyar nuestra opción.”

Por ello, solicitan a los presidentes de la UDI y RN “un esfuerzo particular en este período destinado a fortalecer la unidad de nuestra Coalición, adoptando ciertas medidas que, creemos, contribuirían seriamente a lograr estos propósitos”, entre ellas, la realización de reuniones permanentes entre ambas directivas y Comisiones Políticas o la de un Consejo General de nuestra Coalición, el establecimiento de vocerías conjuntas en materias claves, entre otras.