El presidente de la Comisión de Transportes, senador Francisco Chahuán destacó la aprobación unánime en general y en particular que dio dicha instancia a la llamada Ley Emilia, que endurece las penas a quienes manejen en estado de ebriedad causando lesiones o la muerte  y que ya fue respaldada con 89 votos a favor y ninguno en contra en la Cámara de Diputados.

Chahuán valoró el avance de la iniciativa y expresó su confianza en que el Gobierno mantenga el compromiso de la suma urgencia “para que podamos despacharlo rápidamente de la sala del Senado y pueda convertirse en Ley”.

El presidente de la Comisión de Transportes afirmó que “esto busca que nunca más se produzcan hechos como los que ha tenido que sufrir la familia de la pequeña Emilia”, niña de 9 meses que falleció luego que el auto en que viajaba fuera impactado por un vehículo manejado por un conductor en estado de ebriedad.  El senador sostuvo que “los padres de Emilia tienen la esperanza de que esto prospere, aun cuando no vaya a poder aplicarse a quien provocó la muerte de su hija.”

Finalmente, el legislador dijo que esta iniciativa se complementa con otro proyecto de ley “que busca sancionar a aquellas personas que, con motivo de un accidente de tránsito, huyen del lugar sin proporcionar ayuda a los afectados.”  Dijo que “nos hemos comprometido con la familia de la pequeña Emilia para que se le ponga suma urgencia a este proyecto y sea una Ley Emilia 2.”