• En la oportunidad, se reconocieron los aportes y el apoyo brindado al Sanatorio Marítimo y la Segunda Compañía de Bomberos de Viña del Mar, la municipalidad de Villa Alemana, el comité de vivienda de la Manuel Bustos y el Pequeño Cottolengo de Quintero, lo mismo que la contribución a esta obra iniciada por el senador Chahuán y su actual presidente, Ramón Mazuela.

 Con un salón plenario del Congreso Nacional repleto se realizó el lanzamiento del libro “Por un Chile más equitativo y solidario”, que resume el quehacer de la Fundación Vamos Que se Puede, entidad sin fines de lucro continuadora del programa de gestión colaborativa impulsado por el senador Francisco Chahuán hace 10 años y que a la fecha ha entregado más de 4700 sillas de ruedas y sobre 1500 catres clínicos, además de una decena de pianos para centros culturales, carros bomba y fármacos para centros de atención primaria, entre otras diversas ayudas.

En la actividad se reconoció públicamente el aporte de diversas entidades, personas y medios de comunicación por su aporte a la existencia y difusión de la Fundación Vamos que se Puede, que hoy es dirigida por el empresario Ramón Mazuela y busca seguir contribuyendo a “conectar las necesidades de los sectores más vulnerables con las personas u organizaciones que quieren y pueden ayudar, de manera de permitir esas sinergias y crear círculos virtuosos”.

El senador Chahuán agradeció la asistencia y la cooperación “de tantas personas que en forma anónima nos han permitido ayudar a quienes más lo necesitan, entregando herramientas para que muchos jóvenes de toda la región continúen estudios de educación superior, para que pescadores artesanales puedan trabajar en mejores condiciones, para que centros de salud familiar y hospitales atiendan con más dignidad”.  Vale recordar que la Fundación, que comenzó hace 10 años como un programa de gestión colaborativa activado desde la oficina parlamentaria del legislador para cubrir necesidades de diversa índole, ha hecho destinado buzos para pescadores, pianos para centros culturales –incluso el de Isla de Pascua- , medicamentos para Cesfam, vestuario para hogares de menores y catres clínicos para una serie de hospitales, permitiendo incluso la renovación del 100% de los que existían en los Hospitales San José de Casablanca y el Hanga Roa de Rapa Nui.

En la oportunidad, se reconocieron los aportes y el apoyo brindado al Sanatorio Marítimo y la Segunda Compañía de Bomberos de Viña del Mar, la municipalidad de Villa Alemana, el comité de vivienda de la Manuel Bustos, el Pequeño Cottolengo de Quintero, los medios de comunicación y la comunicadora Paulina Nin de Cardona, quien ofreció una serie de charlas motivacionales para las familias afectadas por los incendios ocurridos en Valparaíso en los últimos años.  Asimismo, se resaltó la enorme contribución del senador Francisco Chahuán a esta obra y del presidente de la Fundación, Ramón Mazuela, y su familia.