Una reunión con el director de Fonasa, Mikel Uriarte, sostuvieron el senador Francisco Chahuán, el presidente del Colegio Médico, Enrique Paris y consejeros nacionales de esa entidad gremial para plantear la urgencia de establecer un procedimiento de homologación de prestaciones de salud que hoy no están codificadas en Fonasa e impiden que determinados tratamientos sean cubiertos para la ciudadanía.

El integrante de la Comisión de Salud del Senado explicó que el Colegio Médico ha catastrado más de mil prestaciones no codificadas y ha establecido la relevancia de al menos 142 procedimientos que debieran incorporarse a la brevedad, “por lo que hemos resuelto constituir una comisión que integre a Fonasa, el Colegio Médico y la Dirección de Presupuesto.” Vale señalar que el legislador presentó un proyecto para avanzar en esta materia, que fue derivado para el patrocinio del Ejecutivo, respecto del cual manifestó su confianza en que “sea priorizado para que todos y cada uno de los usuarios del sistema público de salud tengan posibilidades de atención.”

El senador agregó, a modo de ejemplo, dijo que “mientras las amputaciones de las extremidades gozan de cobertura, las sillas de ruedas no cuentan con ésta; la visita preanestésica del paciente quirúrgico no posee código y tampoco ciertos procedimientos diagnósticos oculares en el glaucoma, la braquiterapia y el implante coclear”. Sobre el tratamiento de cáncer de próstata, precisó que “hoy la castración sí está cubierta, pero no tratamientos avanzados que pueden evitar los efectos secundarios de la eliminación de dicho órgano.”

El doctor Paris precisó que “si bien las Isapres tienen como piso lo contemplado por Fonasa, éstas tienen la libertad de incorporar las prestaciones y planes que estimen.” Asimismo aseguró que “éste será un avance muy importante, pues busca incorporar al sistema público una serie de prestaciones que constituyen avances para tratamientos y terapias para los pacientes, algunos de los cuales a veces son accesibles en el sistema privado, pero a costos muy altos”. Por lo anterior, dijo que la comisión que se ha programado crear deberá estudiar cuáles son las prestaciones que conviene priorizar, de acuerdo a su impacto sociosanitario.

Finalmente, Mikel Uriarte destacó que este año se hizo un estudio acabado de los aranceles de tratamientos y prestaciones, que no se hacía desde 2002, lo que es fundamental para prever impactos e ir dando prioridades hasta completar las necesidades de la red pública.