· Durante su visita oficial a ese país, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado resaltó que las autoridades de la nación asiática hayan sostenido que el tema marítimo es “estrictamente bilateral”.

· En una serie de reuniones se han barajado fórmulas para aumentar la inversión china en materia de infraestructura y energías renovables no convencionales.

El presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores, Francisco Chahuán manifestó su satisfacción frente a la posición definida por China respecto de la demanda marítima presentada por Bolivia en La Haya y afirmó que “tal como nosotros lo hemos sostenido desde el primer momento, sus autoridades (del país asiático) consideran que se trata de una materia estrictamente bilateral.”

El parlamentario se encuentra en China en un viaje oficial en representación de la instancia legislativa que encabeza y, como tal, se reunió con el viceministro de Relaciones Exteriores chino, Wan Chao; la Comisión de Asuntos Exteriores de la Asamblea Popular Nacional, encabezada por Cao Weizhou; con el viceministro del Departamento Internacional del Comité Central del Partido Comunista Chino, Zhou Li; y Wang Shengjun , vicepresidente del Comité Permanente de la Asamblea Popular Nacional de China.

Chahuán sostuvo que “pedimos a China un pronunciamiento respecto de la demanda unilateral y poco sustantiva presentada por Bolivia, cuestión que nos ha dejado bastante satisfechos y agradecemos, pues ha quedado meridianamente clara su posición en el sentido que se trata de una materia estrictamente bilateral, que es lo que hemos sostenido desde el primer momento”.

El presidente de la Comisión de RR.EE. dijo que las reuniones han sido espacio para abordar “fórmulas que nos permitan posibilitar la materialización de un mayor nivel de inversiones de China en nuestro país, particularmente en materia de infraestructura y energías renovables no convencionales.” En esa línea, “expresamos nuestro mayor deseo de poder concretar una inversión china respecto del megapuerto que debe construirse en la zona central del nuestro país, para el tren rápido Santiago-Valparaíso y para los pasos asociados a los corredores bioceánicos que ya están aprobados con Argentina en Agua Negra y Las Leñas, lo mismo que en torno al Túnel de Baja Altura-Ferrocarril Trasandino Central”.

Finalmente, Chahuán advirtió que “ha quedado de manifiesto la necesidad de incrementar los vínculos entre ambos países y establecer nuevos canales de cooperación entre la Asamblea Popular y nuestro Congreso Nacional.”