· Parlamentario se reunió con dirigentes de los cerros que sufrieron el incendio en abril del año pasado para abordar sus inquietudes. Entre otras materias, pidió una mejor fiscalización del trabajo de las empresas constructoras.

El senador Francisco Chahuán pidió al delegado presidencial para la Reconstrucción de Valparaíso, Andrés Silva y el director del Serviu, Nelson Basaes, “apurar el tranco” en la adopción de medidas que permitan extender los subsidios de arriendo para aquellas familias damnificadas tras el incendio de abril de 2014 que aún no cuentan con una solución definitiva, manifestando la necesidad de fiscalizar a las empresas constructoras y colaborar para que el Departamento de Obras Municipales (DOM) haga la recepción de las viviendas como corresponde.

Luego de sostener un encuentro con un grupo de dirigentes vecinales de los cerros siniestrados que se han movilizado, Chahuán manifestó que persiste una serie de inquietudes que urge despejar. Por eso, planteó la reapertura de plazo de inscripción para acceder a beneficios para quienes no lo hicieron en el plazo estipulado por no cumplir con los requerimientos, de manera de incorporarlas al proceso.

El parlamentario dijo que sólo en el cerro El Litre “hay más de 80 familias damnificadas que no fueron catastradas inicialmente, cuya apelaciones han sido en su mayoría rechazadas, razón que ha llevado a sus dirigentes a movilizarse”. Según Chahuán, hay un número indeterminado de personas en igual situación en el cerro Rocuant.

Por otra parte, el senador reiteró que se debe mejorar la fiscalización que se ha hecho de las empresas constructoras. Afirmó “que inicialmente participaron en una feria para ofrecer distintas alternativas, pero que de las 40 iniciales hoy quedan 6, lo que es un motivo de preocupación”. En la misma línea, dijo que falta fiscalizar la remoción de escombros de parte de dichas empresas y calidad de los trabajos realizados, pues “hay viviendas que se han debido rehacer”.

Chahuán manifestó que, si bien el delegado presidencial y el director del Serviu han tenido disposición para dialogar, ésta “no se ha traducido en la voluntad política de que las soluciones lleguen a tiempo”, agregando que “agosto es un fecha crítica porque hasta ese mes se extienden los subsidios de arrendamiento y es preciso definir qué va a ocurrir después de eso”.