El senador Francisco Chahuán solicitó a la ministra de Vivienda, Paulina Saball, el patrocinio del Ejecutivo al proyecto de ley que plantea Crear un Programa de Recuperación de la ciudad de Valparaíso y una nueva institucionalidad para dichos efectos, pues a juicio del parlamentario “con las herramientas que contamos hoy y los recursos ordinarios va a ser imposible poder dar solución definitiva y digna a todas las familias damnificadas”.

El legislador dijo que el texto, que requiere de dicho patrocinio para ser tramitado en el Congreso, ya socializó la iniciativa con el delegado presidencial, Andrés Silva y aseguró que es necesario lograr dicho respaldo “para poder avanzar de manera integral, a través de un programa dependiente del Ministerio de Vivienda y urbanismo”.

Asimismo, dijo que la Comisión de Reconstrucción de Valparaíso, que se constituyó en el Senado, ha sostenido una serie de reuniones y manifestó su confianza en poder entregar próximamente “una propuesta al Ministro del Interior, habiendo recogido opiniones de distintas facultades y escuelas de Arquitectura e Ingeniería de la región, además de expertos de la sociedad civil, Bomberos, Conaf y otras instituciones que han aportado, tales como Techo, para los efectos de generar una propuesta de lo que debiera ser el plan de recuperación en el mediano y largo plazo.”

Asimismo, junto con valorar la entrega de más de 1100 viviendas de emergencia que se ha concretado hasta el momento, subrayó que “es importante seguir apurando este proceso, aprovechando que tenemos un buen clima e ir en auxilio de los damnificados que los están pasando mal”, reiterando el llamado a los voluntarios “pues se requieren más manos para seguir trabajando y levantando soluciones de emergencia, esperando por cierto que la definitiva llegue pronto y que luego haya un pronunciamiento de la Presidenta en ese sentido”.

Proyecto

La iniciativa legal busca crear todas las condiciones para que el Ejecutivo nombre, mediante decreto supremo, al director de un programa que tenga facultades amplias y competencias para generar un Plan Maestro para la ciudad, que involucren la posibilidad de expropiación, venta y permuta, entre otras, de manera de poder establecer, por ejemplo, modificaciones al Plano Regulador Municipal y a otros instrumentos de planificación en la ciudad Puerto.  La propuesta tiene que ver con que a su juicio “esta materia debe ser resuelta por el Estado, no por el municipio, que carece de las facultades y los recursos necesarios para eso”.