· Presentará proyecto de acuerdo para solicitar al Minsal que se establezcan protocolos y condiciones para sumar la enfermedad al plan de garantías Explícitas en Salud. Se estima que en Chile hay 5 mil personas diagnosticadas y unas 25 mil que ignoran que la padecen.

Una reunión con representantes de la asociación de enfermos de vasculitis sostuvo el senador Francisco Chahuán para fijar acciones orientadas a incorporar esa afección en el plan de Garantías Explícitas en Salud (GES), considerando que existen al menos 5 mil personas en Chile que la padecen y no existe cobertura para su tratamiento, que es de alto costo.

El integrante de la Comisión de Salud explicó que presentará un proyecto de acuerdo para solicitar a la Comisión técnica, la Subsecretaría de salud Pública y el Ministerio de Salud que se establezcan los protocolos de la enfermedad y las condiciones para incorporarla al GES, pues “en Chile tenemos cerca de 5 mil personas catastradas y las cifras negras podrían llegar a 25 mil enfermos no están diagnosticados.” Chahuán agregó que, además, “en Chile no existe un centro de referencia nacional respecto de la vasculitis.

Ximena Romo, quien participó representando a las personas afectadas por la vasculitis manifestó su confianza en lograr el respaldo a la demanda de apoyo financiero a través de un proyecto de acuerdo. Precisó que la afección consiste en “la inflamación de las paredes de los vasos sanguíneos, lo que puede provocar hemorragias o bloqueo de flujo sanguíneo por lo cual se necrosan los órganos, se mueren.” En ese contexto, lamentó que “hoy ningún tipo de ayuda, los pacientes deben costear sus tratamientos, que son de alto costo.”

El reumatólogo Francisco Silva, en tanto, sostuvo que ésta “es una oportunidad importante de estructurar el diagnóstico precoz y el tratamiento de estas enfermedades, lo que permite mejorar la sobrevida.” Dijo que “sin diagnóstico, la mortalidad puede ser de 80%, pero con diagnóstico y tratamiento eso baja a un 2%.”

El especialista lamentó que “probablemente porque las codificaciones son mínimas, no existe apoyo formal o estructurado, así es que pacientes que consultan son tratados pero de manera irregular, lo cual finalmente puede ser más costoso.” Agregó que “afecta desde niños a tercera edad e involucra a un grupo amplio de enfermedades graves, con compromiso de pulmón, riñón, sistema nervioso, piel y otras múltiples manifestaciones.”

Asimismo, indicó que “en Chile no existe epidemiología, pero si se extrapola la evidencia internacional, se estiman en 5 mil los pacientes con algún tipo de vasculitis y, sumando a los sin diagnóstico, el total debiera llegar a los 25 mil.”