Con la firma de un protocolo de acuerdo, la próxima semana podrían verse superados los desencuentros surgidos entre vecinos de Reñaca y Jardín del Mar  y el Serviu de la Región de Valparaíso a raíz de ciertos aspectos de la construcción de la segunda etapa del mega proyecto vial Vía PIV, cuyo objetivo es mejorar la conectividad entre Viña del Mar y Concón, a través del citado balneario.

Esto, luego de la reunión sostenida hoy en dependencias del Gobierno Regional entre los presidentes de las juntas de vecinos de Los Pinos, Reñaca Norte y Jardín del Mar, con el seremi de Vivienda, Matías Avsolomovich, la directora del Serviu, Francisca Cruz y el senador Francisco Chahuán, concertada para “ir resolviendo los temas pendientes respecto de la construcción y emplazamiento de la vía PIV, que tenía algunos inconvenientes dados fundamentalmente por los desvíos de tránsito y algunas materias relacionadas con el diseño de la misma.”

El senador explicó que “nos hemos puesto de acuerdo y la idea es firmar un protocolo que permita salvar los temas que generan desencuentros, de manera de evitar la judicialización de este proyecto, que es tan importante para la conectividad de Viña del Mar, Reñaca y Concón y para mejorar los flujos vehiculares  en esta zona de gran importancia y fuerte impacto turístico.”

El parlamentario valoró el encuentro y la disposición del gobierno regional “de ir resolviendo las inquietudes de los vecinos” y sostuvo que “queremos seguir adelante con el proyecto pero tomando las precauciones y prevenciones para que las legítimas inquietudes de la comunidad se solucionen a la brevedad.”

El presidente de la Junta de Vecinos de Jardín del Mar, Oscar de la Maza, agradeció al senador Chahuán su respaldo “para lograr que la calidad de vida de Jardín del Mar y Reñaca no se viera desmejorada” y aseguró que “lo conversado hoy nos va a permitir firmar un protocolo de acuerdo que deja satisfechas a las partes, por lo que si bien hemos puesto nuestro recurso de reposición, indudablemente en el momento de firmarlo lo estaríamos retirando.”

El presidente de la Junta de Vecinos de Reñaca Norte, Rodrigo Gatica manifestó que “fue una muy buena reunión y coincidimos en varios puntos”, resaltando la inminente firma del mencionado protocolo de acuerdo.

Vale señalar que la ejecución del Par Vial Vicuña Mackenna-Balmaceda y el ensanche del Puente Reñaca cercano a la Iglesia de San Expedito implica una inversión superior a los $1.800 millones y un plazo de ejecución de más de 300 días.